“Es un festival optimista, potente y ambicioso. Un festival a la altura de las mejores ediciones”, ha comentado su director Cesc Casadesús

Ofrecerá cerca de cien propuestas de artes escénicas, música y cine en 37 espacios de la ciudad. Este año el festival se centra en la mirada de los creadores y las creadoras afrodescendientes locales. Esta voz propia que huye de los retratos exóticos se podrá disfrutar en el espectáculo inaugural del festival, con la adaptación teatral de la novela “Carrer Robadors”, de Mathias Enard. Dirigida por Julio Manrique, la obra narra el viaje de aventuras y aprendizaje de un joven desde el Magreb de las primaveras árabes hasta la Barcelona convulsa de los días del 15M. 

Se podrá disfrutar del musical ‘Samson’, de Brett Bailey y recién llegado del festival de Aviñón; las reflexiones de Peter Brook sobre la creación a partir de ‘La tempestad’, de Shakespeare; la reescritura de las diez tragedias del bardo de Avon que Víctor Lauwers propone en ‘Billy’s Violence’; el doblete del marroquí Mohamed El Khatib con ‘Finir a beauté’ y ‘C’est la vie’, entre otros.

La programación teatral se nutre también de obras que no pudieron estrenarse el año pasado con títulos como ‘La casa de los espíritus’, dirigida por Carme Portaceli; ‘Pedro Páramo’ de Mario Gas; ‘La gavina’, de Àlex Rigola; y ‘La habitación blanca’, con texto de Josep Maria Miró y dirección de Lautaro Perotti o la nueva creación del artista griego Dimitris Papaioannou, ahora de gira internacional. Angélica Liddell estará con ‘Liebestod, El olor a sangre no se me quita de los ojos, Juan Belmonte’.

Fatoumata Diawara.

También la cantante cubana Omara Portuondo volverá este verano a Barcelona. A su lado, Sopa de Cabra, Love Of Lesbian, Buika, Bokanté, Rodrigo Cuevas dan forma a una programación musical en la que sobresalen la cantante maliense Fatouma Diawara, el cubano Cimafunk, las catalanas Tarta Relena y los también malienses Trio Da Kali. Lejos de Montjuïc, epicentro del festival, la conexión africana estará presente a través de obras como ‘Combat de negre i de gossos’, ‘No es país para negras’ y de un ciclo de debates sobre ‘Creación, colonialidad y racismo’.

La mitad de la programación se llevará a cabo fuera del escenario principal de Montjuïc, en museos como el CCCB, el Macba o el Museo Etnológico y de las Culturas del Mundo; equipamientos públicos como el Teatre Nacional de Catalunya, L’Auditori, el Palau de la Música, el Ateneu Popular 9 Barris o el Mercat de les Flors; salas como La Badabadoc, la Sala Apolo, la Sala Becket, la Sala Hiroshima, y teatros como el Borràs, el Condal o el Tantarantana.

La programación incluye ocho tipos de actividades paralelas con más de 26 propuestas para promover la “reflexión”, como un ciclo de debates sobre creación, colonización y racismo, a cargo de Tània Adam, o programas radiofónicos sobre música africana joven producida desde la capital catalana. Del 27 de junio al 31 de julio. Festival Grec 2021