La actriz da vida a Urania Cabral, una abogada de éxito que regresa a su país de origen muchos años después de marcharse. Lucía Quintana nos ha comentado que «Urania es el hilo conductor de la historia, que es un viaje través de su memoria. Vuelve a la República Dominicana a ajustar cuentas con su pasado. Urania entabla un monólogo interior, una conversación con su padre (el senador Agustín “Cerebrito” Cabral, un antiguo colaborador del régimen de Trujillo), que está en una silla de ruedas. Es una mujer valiente, su arma de combate es la verdad. Esa virtud creo que es muy transformadora. Representa la memoria colectiva de un pasado que no debemos olvidar para no regresar a él. Es una historia dura pero con toques de humor…» (Lee la entrevista completa en nuestro nª 117. Diciembre de 2019). Teatro Infanta Isabel.